Desperados

Desperados

Pues aquí los tenéis!!, nada menos que al trío de los “Desesperados”, el que tenga huevos que les pregunte porqué. De izquierda a derecha son: El Chileno, Quiquillo y Javi, tres tipos cojonudos, habitantes de la Charca, pero también de nuestro querido garito hermano “Bazinga“, estos sí que saben.

La foto no es que esté movida, es una animación de estos chavales en plena efervescencia dándolo todo. Pincha en el icono de la camarita y mira lo colgados que están, jejeje. Gracias chavales, sois la caña!!

Al lío, lo que portan en sus “delicadas” manos son dos cajas como podéis ver, una de Desperados y otra de unas patatazas que se llaman: La Madrileña. Y esto es así, porque es otra de nuestras ofertas irresistibles, sólo para llevar a casa, en las que os dejamos la caja de Desperados a precio casi de saldo y, además, os regalamos un kilo de estas patatas para que no se os haga bola la cerveza.

Ya sabéis, el que quiera, que se pase por La Charca y lo diga antes de que el trío calavera acabe con las existencias.

Categorías: , .

35,00

Opiniones

No hay opiniones todavía.

Sé el primero en valorar “Desperados”

Pues aquí los tenéis!!, nada menos que al trío de los “Desesperados”, el que tenga huevos que les pregunte porqué. De izquierda a derecha son: El Chileno, Quiquillo y Javi, tres tipos cojonudos, habitantes de la Charca, pero también de nuestro querido garito hermano “Bazinga“, estos sí que saben.

La foto no es que esté movida, es una animación de estos chavales en plena efervescencia dándolo todo. Pincha en el icono de la camarita y mira lo colgados que están, jejeje. Gracias chavales, sois la caña!!

Al lío, lo que portan en sus “delicadas” manos son dos cajas como podéis ver, una de Desperados y otra de unas patatazas que se llaman: La Madrileña. Y esto es así, porque es otra de nuestras ofertas irresistibles, sólo para llevar a casa, en las que os dejamos la caja de Desperados a precio casi de saldo y, además, os regalamos un kilo de estas patatas para que no se os haga bola la cerveza.

Ya sabéis, el que quiera, que se pase por La Charca y lo diga antes de que el trío calavera acabe con las existencias.