Menu

Manda huevos que se maten por unas "remeras", la  leche... en fin:
 
El fiscal de Juicio de La Plata Carlos Esteban Gómez pidió ayer la pena de
diez años de prisión para Marcos Verón (26), a quien acusó de haber matado
de seis puñaladas a Sergio Benítez (31) a la salida del boliche bailable
Sunset, en la vecina localidad de Brandsen. En su alegato, el fiscal dijo que el crimen se cometió porque víctima y
victimario habían discutido a causa de las impresiones que llevaban en sus
remeras. “Mirá ese negrito cumbiero”, le habría dicho Verón a Benítez, que
lucía una chomba con un grupo tropical.
Verón, que aquel 5 de febrero de 2005 llevaba una remera con la gráfica
del grupo metálico AC/DC, declaró en el juicio que al ver que Benítez se
le venía encima sacó su cuchillo (un facón con empuñadura labrada en
plata). “Se lo clavo sólo. Lo pinché”, dijo el acusado, alegando una
supuesta “legítima defensa”.
De inmediato, el presidente del Tribunal Oral en lo Criminal
IV Juan Carlos Bruni le preguntó que así como podía explicar esa primera
“hincada”, qué más podría decir de las otras cinco que le causaron la
muerte al cumbiero Benítez.
El “rocker” Verón no pudo dar explicación. El fiscal citó en su acusación
a varios testigos que vieron la trágica pelea en la puerta del boliche
Sunset, de calles Larrea y Mitre, en pleno centro de Brandsen.
El defensor oficial Manuel Bouchoux alegó que Verón actuó en legítima
defensa y pidió su absolución. Como planteo subsidiario, solicitó a los
jueces que se aplique el mínimo de la pena requerida por el fiscal.
El Tribunal Oral IV, compuesto por Bruni, Emir Caputo Tártara y Gloria
Berzosa, por la secretaría de Eduardo Maza, darán a conocer el veredicto
el viernes a las 12. Fuente

Esto nos hace recordar a Richard Ramírez, el merodeador nocturno. algunos
psicólogos califican a Ramirez como un asesino fuera del grupo de los
asesinos. El "merodeador nocturno" mató a 14 personas en Los Ángeles entre
1984 y 1985. Su juego preferido era salir de caza, acompañado por un
walkman, oyendo AC/DC, encontraba a su víctima y entraba en su casa
preparado para violar y matar